Odin

miércoles, 8 de septiembre de 2010 13 comentarios

En lo de oler perfumes como en todo, cuanto más hueles el factor sorpresa va desapareciendo. El día que descubrí los nicho, se puede decir que aluciné en colores. Comparé la situación con el mito de la caverna de Platón (de lo poco que me marcó en mis clases de filosofía). Lo que yo creía que era una realidad en el mercado de los perfumes, no era más que un reflejo difuminado de lo que había realmente ahí fuera.

Pero cuando va pasando el tiempo y hueles y hueles, las cosos te van sorprendiendo menos. Pero siempre llega un día que hueles algo y dices: WOW! Mientras tus ojos se abren algo más de lo normal.

Esto me paso el otro día, cuando pasé por la perfumería y tenían una marca nueva de la que nunca había oído hablar: ODIN.



Una línea de cuatro perfumes enumerados. Diferentes entre ellos y con una originalidad que pocas veces se encuentra en una colección completa. Los frascos sencillos, tienen un peso y una geometría que sorprenden también por su simpleza cuando se cogen con la mano. Personalmente me gustan mucho las marcas que tienen todos los frascos iguales, y cuanto más simples mejor.

Pero empecemos con lo que importa, las fragancias:


01 Nomad (Oriental Madera)

Notas: Cedro de Virginia, bergamota, bayas de enebro, heliotropo, pimienta, almizcle, sándalo y haba tonka. Fragancia amaderada pero con un punto jugoso y algo dulce, rico y exótico. No tiene ninguna nota que sobresalga mucho, es más como una mezcla uniforme.


02 Owari (Cítrico Aromático)

Notas: Bergamota, pomelo, mandarina de Owari, pimienta, torchwood, azahar, cedro de Virginia y ámbar. Una fragancia cítrica diferente que le da el nombre una rara especie de mandarina de la provincia japonesa Owari. Dentro de la frescura se le adivina una calidez interior, como una ternura juvenil del niño que llevamos dentro pero que se va haciendo mayor.



03 Century (Chipre Madera)

Notas: Abedul, menta, ciprés, vetiver, pachuli, mirra, almizcle, musgo de roble y ámbar. Aunque parezca mentira mirando sus notas, puede que sea la más suave del cuarteto. Está hecha como una interpretación moderna de los clásicos chipres. Muy cálida y algo dulce, pero para nada empalagosa, diría que el ámbar predomina mucho, al menos en mi piel.


04 Petrana (Floral Verde)

Notas: Cilantro, pimienta rosa, grosella negra, iris, heliotropo, hoja de violeta, vetiver, almizcle y raíz de orris. Antes de leer la descripción lo tenía claro, es verde y es floral, pero oscura. Aunque está inspirada en el desierto de Jordania, a mí se me hace algo más acuática. Me recuerda mucho a ese jardín imaginario después de una tormenta de la que tantas versiones se hacen, y eso que esta vez no era la intención.



¿Qué os parecen?

No creo que todavía caiga ninguna, porque ya tengo algunas parecidas pero no me extrañaría terminaran en mi tocador el 01 o el 02.



Besos y a oler bien!






MAIA

13 comentarios:

  • Nina dijo...

    Interesantes, no había oído hablar, por lo que tú nos cuentas, me quedo con la mandarina japonesa.

    Por cierto, quiero ir a Japón y mi chico todavía más, ya me lo ha metido entre ceja y ceja.

    Un beso

    Nina

  • mayi dijo...

    Mil gracias Maia por por las direcciones donde puedo conseguir mis ansiadas muestras que ya estan en camino :))
    entre ellas un par de Nasomatto, que opinion te merece la marca??
    saludos!!

  • Maia dijo...

    Hola Mayi!

    Diría que la palabra para definir Nasomatto es intensa. Son muy buenos perfumes pero se me hacen demasiado radicales para mí. Aunque nunca he estudiado del todo la marca. Donde conseguiste las muestras? jaja. Por cierto, también hay alguna tienda internacional que vende muestras aquí. A ver si consigo el nombre y te digo.

    Me puedes mandar un email para lo que quieras, para poder escribirte luego yo también.


    Un beso!

Publicar un comentario

 

©Copyright 2011 El tocador de Dorothy | TNB