Patchoulis en segunda persona

martes, 22 de mayo de 2012 3 comentarios
Llega un día, que aunque deberías estar ya de vacaciones te toca seguir estudiando (pruebas que te pone la vida para que demuestres tu fortaleza mental y optimismo) y en una de estas que estás mirando a las musarañas, o mejor dicho, al cuenco donde tienes todos los cachivaches de entrar-salir de casa, descubres un vial con una etiqueta que pone: Autour du Parfum. Lo abres, lo hueles y descubres que es el mejor pachuli que has olido nunca. A causa del momento depresivo que estás viviendo (recordemos de deberías estar de vacaciones y no lo estás) puede que hayas dramatizado un poco el asunto, pero aún y todo por unanimidad (tú, tú misma y Maia), decidís que entra fácil entre los 5 patchoulis más interesantes que has olido.

Aunque intentas aguantarte las ganas, una fuerza sobre humana te lleva a buscar en Google las tres palabras mágicas: Autour+du+Parfum. Y aquí es donde llegas.




Empiezas a acordarte de dónde te hiciste con la muestra y cuánto te había gustado la primera vez que lo oliste, aunque entonces había tantas muestras que en seguida cayó en el olvido.

Buscas los puntos de venta... maldices que no haya ninguno cerca... Espera, te acuerdas que tienes la frontera cerca, ¿crees que tus amigas querrán ir pronto al acuapark de Arcachon? Igual si les planteas así el asunto... hasta se animan y te acercan a esa tienda que se llama La Playa y está en la 21 de la Avenue Notre Damme des Passes... te gustaría tanto poder probar la fragancia pulverizándola en tu piel...

¡Pero si hay tienda online! A ver el patchouli... Aquí está: Eaux de Parfum Patchouli Tonka, patchouli y haba tonka, ¡qué combinación tan certera! ¿Cómo no se le ha ocurrido a nadie antes? Te recuerda un poco al Patchouli de Reminiscence pero aquel tiene más conjeturas, éste es más simple y lineal, es un patchouli casi infantil, puro, sin ninguna maldad... con ese toque cálido del haba tonka que contrarresta la agresividad y el amargor que puede tener un patchouli...




42€ el frasco de 50ml, qué tentador... ay ese momento de incertidumbre de lo compro o no lo compro... le doy al botón o no le doy... pero en un momento de cordura recuerdas que aunque la vista por la ventana no de pistas de ello, estáis a punto de poner un pie en verano y que suertuda de ti, además vas a cruzar el charco para descubrir nuevas maravillas olfativas. Sí, mejor no ceder ante el impulso, mejor esperar hasta el viernes a que sea el regalo por haber terminado los exámenes. O mejor aún esperar hasta el próximo otoño, para poder lucirlo en los días más fríos.

Acercas otra vez la mano donde has vertido un poco de la esencia a la nariz y aspiras. Sí, mejor esperar. Ya llegará el día de que sea tuyo, porque el Patchouli Tonka siempre tendrá el honor de ser la fragancia que consiguió sacarte una sonrisa el día que tuviste que aplazar tres días tus vacaciones.



Besos!!


P.D.: Tener piedad de mi estado mental, estaba programada para estar de vacaciones ya y la reprogramación lleva su tiempo. Pero tranquilos, aún me queda un poco de salud mental y optimismo.

3 comentarios:

  • Anónimo dijo...

    Ánimo Maia!, yo siempre que toca exámenes (estos fines de semana me los paso estudiando) pruebo una muestra y no sé por qué pero siento que me da suerte ¿será sólo superstición? el fds pasado fue Escale a portofino. Bs, Irene
    (por cierto, el aqua di parma colonia assoluta se convirtió en algo horrible, pasó del cítrico a algo que no sabría definir y me empezó a doler la cabeza)

  • Anónimo dijo...

    Aupa!!

    Jajaj Maia!! Benetan, auntentika zea, jaja...oso post ona. Barkau zure egoera mentalak ez badu nere alde ona ikusten, baina zentzu onean esaten dizut :))

    Animo!! Oso gutxi gelditzen zaizu oporretarako!!!

    Muxu haundi bat,

    Irune

Publicar un comentario en la entrada

 

©Copyright 2011 El tocador de Dorothy | TNB